¿Se puede ignorar la mayor transformación de la IT que se ha visto en Europa hasta este momento?


Colt Internet of Things

Con tendencias como el cloud computing, la movilidad, las redes sociales o el Big Data creando un nuevo mundo de oportunidades, ¿pueden permitirse las PYME relajarse y no invertir en nuevas tecnologías? Ya habíamos tratado la necesidad de crear un caso de negocio sobre cloud computing, necesidad incrementada con esta segunda ola de adopción de la nube, con empresas que se están dando cuenta de que la nube puede suponer una auténtica ventaja competitiva.

Según un reciente estudio realizado a nivel mundial llevado a cabo por la Economist Intelligence Unit e IBM, las empresas que implementan soluciones de cloud computing para Big Data, colaboración y gestión de las relaciones con los clientes pueden lograr el doble de rentabilidad en comparación con las que son más reacias a adoptar nuevas tecnologías. Los encuestados destacaron que cada vez resulta más difícil ignorar el cambio en los servicios de IT cuando estas opciones se han convertido en soluciones mucho más fáciles de comprar y consumir, a tan solo un clic de ratón.

Mientras que a algunas empresas les podría preocupar la seguridad de los datos y disponibilidad de la aplicación en la nube, cifras como las anteriores deben alentar a todas las pequeñas y medianas empresas a considerar al menos la posibilidad de optar por la nube. Con el 63 % de empresas con perspectivas de aumentar su confianza en las ITs en un futuro próximo, se podría afirmar que no se puede dar este paso sin invertir en nuevas tecnologías más inteligentes, como la nube.

No es solo la ventaja competitiva que ofrece la nube, sino también los beneficios que puede suponer al mejorar la eficiencia de los procesos internos. Recientemente tratamos de la necesidad de invertir en nuevas soluciones como, por ejemplo, aplicaciones que permitan el trabajo remoto o el uso compartido de archivos con cloud computing. Pese a que estas aplicaciones puedan no tener un impacto directo en los ingresos o las ventas, contar con personal cada vez más ágil y que utilice con mayor frecuencia la colaboración supondrá disfrutar de una empresa más rápida y menos complicada.

Cualquiera que sea el motivo para adoptar el modelo de cloud, ya sea para poder ofrecer un mejor servicio a los clientes o para que el personal pueda trabajar de forma remota, la nube permitirá a las pequeñas y medianas empresas utilizar innovaciones tecnológicas con facilidad.

¿Está usted de acuerdo en que adoptar el modelo de cloud puede ser una ventaja competitiva para un negocio en este momento? ¿Hay otras tecnologías que las PYME podrían adoptar para tener más éxito en proyectos digitales?

Con tendencias como el cloud computing, la movilidad, las redes sociales o el Big Data creando un nuevo mundo de oportunidades, ¿pueden permitirse las PYME relajarse y no invertir en nuevas tecnologías? Ya habíamos tratado la necesidad de crear un caso de negocio sobre cloud computing, necesidad incrementada con esta segunda ola de adopción de la nube, con empresas que se están dando cuenta de que la nube puede suponer una auténtica ventaja competitiva.

Según un reciente estudio realizado a nivel mundial llevado a cabo por la Economist Intelligence Unit e IBM, las empresas que implementan soluciones de cloud computing para Big Data, colaboración y gestión de las relaciones con los clientes pueden lograr el doble de rentabilidad en comparación con las que son más reacias a adoptar nuevas tecnologías. Los encuestados destacaron que cada vez resulta más difícil ignorar el cambio en los servicios de IT cuando estas opciones se han convertido en soluciones mucho más fáciles de comprar y consumir, a tan solo un clic de ratón.

Mientras que a algunas empresas les podría preocupar la seguridad de los datos y disponibilidad de la aplicación en la nube, cifras como las anteriores deben alentar a todas las pequeñas y medianas empresas a considerar al menos la posibilidad de optar por la nube. Con el 63 % de empresas con perspectivas de aumentar su confianza en las ITs en un futuro próximo, se podría afirmar que no se puede dar este paso sin invertir en nuevas tecnologías más inteligentes, como la nube.

No es solo la ventaja competitiva que ofrece la nube, sino también los beneficios que puede suponer al mejorar la eficiencia de los procesos internos. Recientemente tratamos de la necesidad de invertir en nuevas soluciones como, por ejemplo, aplicaciones que permitan el trabajo remoto o el uso compartido de archivos con cloud computing. Pese a que estas aplicaciones puedan no tener un impacto directo en los ingresos o las ventas, contar con personal cada vez más ágil y que utilice con mayor frecuencia la colaboración supondrá disfrutar de una empresa más rápida y menos complicada.

Cualquiera que sea el motivo para adoptar el modelo de cloud, ya sea para poder ofrecer un mejor servicio a los clientes o para que el personal pueda trabajar de forma remota, la nube permitirá a las pequeñas y medianas empresas utilizar innovaciones tecnológicas con facilidad.

¿Está usted de acuerdo en que adoptar el modelo de cloud puede ser una ventaja competitiva para un negocio en este momento? ¿Hay otras tecnologías que las PYME podrían adoptar para tener más éxito en proyectos digitales?

Contacta con un especialista

900 800 607

Chat en vivo con Ventas

Horario de chat de 9am a 5pm

Habla con nosotros

Contacta nuestro equipo de venta